4 dic. 2008

Brujería, estructura social y simbolismo en Galicia, de Lisón Tolosana

"El análisis de la ideología y práctica brujesca es sumamente complejo y laborioso, pero puede revelar importantes y profundos retazos de humanidad; con esta meta en perspectiva escribo las páginas que siguen. Trato, en definitiva, de afrontar un tema arduo, pero fundamental e insoslayable, en mi intento de interpretar el noroeste peninsular que, como muchas otras zonas, se está desdibujando culturalmente" Lisón Tolosana, "Brujería, estructura social y simbolismo en Galicia", P. 51.


Así se refiere el propio autor al objetivo de esta obra al comienzo del segundo capítulo del libro. Hacía tiempo que quería empezar a leer sobre antropología de Galicia, y por fin me he puesto con uno de los temas, quizás, más conocido o popular dentro de la cultura gallega; "as meigas ou bruxas". Lo más destacable de esta obra es precisamente lo inesperado y audaz de las conclusiones del autor, la capacidad de observación y análisis que refleja a lo largo del libro merece todo el respeto y atención por parte de sus lectores hacia un antropólogo que viniendo desde tierras mañas, ha dedicado gran parte de su carrera a estudiar las tierras gallegas, llegando a convertirse en una de las primeras referencias en cuanto a la antropología propia de esta comunidad autónoma.

El primer capítulo de este libro suyo, titulado con acierto "Brujería, estructura social y simbolismo en Galicia", recopila una serie de casos reales de enjuiciamiento de meigas en toda la geografía gallega por parte de la Inquisición. Indagando en los legajos conservados de aquella época, nos describe interrogatorios, transcribe declaraciones y nos da todos los datos de una caza de brujas que fue real y muy fuertemente vivida por los gallegos de la época.

En el segundo capítulo, nos adelanta ya su principal teoría o interpretación; después de describirnos generosamente el comportamiento que, según los informantes, tienen as meigas e bruxas (conciliábulos con el demonio, sus vuelos en escoba hasta el arenal de Sevilla, sus pequeñas reuniones en fuentes locales y cruces de caminos, etc), sobre todo en las noches de San Juan y San Silvestre (31 de Diciembre), pasa a describirnos lo que realmente hacen los vecinos de cada aldea esa noche, esto es, "trasnadas", travesuras o pequeñas bromas como cambiar cosas de sitio, robar leche a los vecinos, sacar los portales de su lugar, etc. Es decir, que lo que realmente pasa, es que todos los vecinos hacen de facto lo que en la imaginería popular se le atribuye a las meigas; "los hombres y mujeres de las aldeas actúan una noche como brujas", aunque en realidad, lo son todo el año.

Esta es otra consecuencia del cruce de lo imaginado y lo real; todas las actividades que se le atribuyen a las meigas, son llevadas a cabo realmente por otros vecinos, aunque siendo culpadas las bruxas de estos hechos, la cohesión y estructura social se mantiene mucho mejor que no exteriorizando estos enfrentamientos. Excepto las ya nombradas noches mágicas, en las que todo el mundo puede actuar como una meiga, sin ser reconocido por nadie, y por lo tanto tampoco castigado en modo alguno por el grupo social. Esta es a (muy) grandes rasgos la interpretación que Carmelo Lisón Tolosana nos describe en el libro, todo ello aderezado con una descripción brillante de las creencias y mitos que rodean tanto a estas dos noches tenidas por mágicas como al mundo brugeril en general.

Pero el grueso de la publicación se dedica a hacer un análisis del léxico implicado en todo este mundo mítico, ya que cada palabra es importante porque describe la imaginería de todo un pueblo y su cultura. Y es a través de los usos y significados que se les dan a determinadas palabras, la forma en que este autor profundiza y nos ofrece un panorama realmente amplio y rico en matices acerca del tema de las meigas y como todo esto se relaciona con la estructura social del pueblo gallego. Estas palabras (y sus conceptos) analizadas y estudiadas son; La Sabia, la bruja, y la meiga, especificando variantes locales, como se pasa de un uso a otro, de que manera estos conceptos son polisémicos polivalentes y a la vez oscuros y desconcertantes.

Nos regala finalmente un último capítulo dedicado a las creencias, donde nos relata de forma amplia una serie de costumbres y cogniciones relacionadas con el mundo de las meigas, la magia y lo sobrenatural; desde el uso de amuletos para evitar males de ojo, hasta ritos para deshacerlos, así como palabras o frases que es mejor no pronunciar o ritos cotidianos que evitan el posible "enmeigamento".

Es, en definitiva una obra donde se nos da a conocer la complicada cultura en torno a las meigas; con muchísima riqueza de casos etnográficos y reales, descripciones de costumbres y creencias, la influencia de todo esto en la estructura social y viceversa, la influencia de la estructura social en todas estas creencias, ya que ambas condicionantes son posibles.

La edición que yo he leído está publicada en AKAL, en al colección básica de bolsillo.

No hay comentarios: